UN NUEVO CAMINO PARA SU UTILIZACION


Hasta el momento solo hemos hablado de las virtudes que tiene el ka'a he'ê en la nutrición humana, con los grandes beneficios que da como edulcorante de bajas calorías y un sinnúmero de principios medicinales muy útiles para la cura de muchas enfermedades, además de prevenir las caries dentales y mejorar los licores.

El ka'a he'ê, planta nativa del Paraguay descubierta por el sabio Moisés Bertoni, se encuentra en forma silvestre en las hermosas sierras del Mbaracayú y Amambay, en la región noreste de nuestro país.
Hace apenas dos años, cuando ABC Color realizó el primer seminario sobre el ka'a he'ê, en su salón auditorio, apenas existían cultivadas unas 70 hectáreas, pero después de que los productores tomaron conciencia de la importancia que este cultivo puede significar desde el punto de vista económico para sus fincas, hoy en día, gracias al apoyo que brinda el Crédito Agrícola de Habilitación, se han logrado tener -a fines de 1997- más de 600 hectáreas.
Se programan para el año 1998 más de 2.000 hectáreas de cultivo. Hasta el momento solo se ha pensado en el uso para consumo humano, sin tener en cuenta la gran importancia que tiene derivar parte de la producción a la nutrición de animales o al abono de las huertas.
La cosecha de esta planta se realiza cada cuatro meses, en forma sistemática; es decir, se pueden obtener tres cosechas al año. Por mi parte, hago un corte en forma experimental una vez a la semana, en pequeñas parcelas para determinar las diferentes cualidades de una misma planta.
Para la obtención de mayor cantidad de cristales, que es la fase industrial que más se persigue en lo que se refiere a nutrición humana, se usan las hojas de primavera y verano. El cultivo de ka'a he'ê se puede realizar con riego o sin riego; en el primero de los casos se puede obtener una producción de más de 5.000 kilos de hoja seca por hectárea; sin riego, apenas se superan los 2.000 kilos por hectárea.
De las tres cosechas que se hacen no todo es hoja de primera; es decir, que una parte de lo obtenido no puede ser destinada para la exportación o para la producción de cristal. Es allí donde comienzan a trabajar las posibilidades de esta planta en la nutrición animal. Esa porción que queda de descarte, una vez seca y en forma integral, se molina y se puede mezclar en las raciones de todas las especies animales. Además de tener principios nutritivos de primera calidad, tiene propiedades de alto beneficio en la preparación de raciones. Es un colagogo de buen performance, además de aumentar la palatabilidad del alimento, sobre todo en mezclas realizadas con alto contenido en sorgo.
En los caballos tiene una aplicación especial, pues abre el apetito, beneficia el aprovechamiento integral del forraje y moviliza mejor los almidones de la dieta. Muchos son los estudios que estamos realizando sobre los beneficios del ka'a he'ê en la nutrición animal, sobre todo en aves, cerdos y novillos de engorde, ya que tiene posibilidades de uso en los momentos de alta temperatura. Su utilización en la nutrición animal y su empleo como abono de huerta son las nuevas posibilidades del ka'a he'ê en nuestro medio, ya que en Europa ya lo utilizan con mucho éxito mezclado con desechos de alcachofa.

Dr. P. M. Gibert